Síguenos en Twitter y descubre la imagen cada día:

«
El centro de la Vía Láctea
»

El satélite COBE de la NASA exploró los cielos en longitudes de onda del infrarrojo en 1990 y produjo esta vista en primicia de la región central de nuestra galaxia la Vía Láctea.

La Vía Láctea es una galaxia espiral típica con un bulbo central y un disco de estrellas extendido. Sin embargo, el gas y el polvo dentro del disco oscurecen las longitudes onda visibles de luz resultando en un obstáculo para las observaciones claras del centro. Dado que las longitudes de onda del infrarrojo son menos afectadas por el material oscurecedor, el Experimento de InfraRrojos Difusos de Fondo (DIRBE) a bordo del COBE pudo detectar la luz infrarroja de las estrellas que rodean el centro galáctico y producir esta imagen.

Por supuesto, la perspectiva de canto representa la vista desde la vecindad de nuestro Sol, una estrella situada en el disco a unos 30.000 años luz del centro. El experimento DIRBE utilizó equipamiento refrigerado por un baño de helio líquido para detectar la luz infrarroja que, compuesta de ondas de luz más largas que la de la luz roja, es invisible al ojo humano.


blog comments powered by Disqus