Síguenos en Twitter y descubre la imagen cada día:

«
Una flota de alta energía
»

A modo de una flota de cruceros espaciales futurista, la muy exitosa serie de naves espaciales del Observatorio Astrofísico de Alta Energía (HEAO) de la NASA aparece con aplomo sobre el planeta Tierra.

Los telescopios espaciales, etiquetados con A, B, y C en esta clásica ilustración, fueron conocidos como HEAO-1, HEAO-2, y HEAO-3 respectivamente.

HEAO-1 y HEAO-2 fueron los responsables de revelar a los terrícolas las maravillas del cielo en rayos X, descubriendo miles de fuentes celestes de radiación de alta energía.

HEAO-2, también conocido como el Observatorio Einstein, fue lanzado cerca de la fecha del centenario del nacimiento del famoso físico (en noviembre de 1978) y fue el primer gran telescopio espacial dedicado enteramente a los rayos X.

HEAO-3, el último de la serie, fue lanzado en 1979 y medía partículas de rayos cósmicos de alta energía y rayos gamma.

Estos satélites observatorios tenían aproximadamente 18 pies (5,5 metros) de longitud y pesaban unas 7.000 libras (3.170kg). Una vez que completaron sus misiones, todos han caído de su órbita y han ardido inofensivamente en la atmósfera.


blog comments powered by Disqus