Universo Isla de Andrómeda
Pulsa en la imagen para agrandarla.

El objeto más lejano fácilmente visible a simple vista es M31, la grandiosa Galaxia de Andrómeda, a unos dos millones y medio de años-luz de distancia.

Pero sin un telescopio, incluso esta inmensa galaxia espiral, que se expande unos 200.000 años-luz, aparece como una nube tenue y nebulosa en la constelación de Andrómeda.

En contraste, detalles de un brillante núcleo amarillo y oscuros corredores serpenteantes de polvo se revelan en esta fotografía digital telescópica.

Datos de la imagen en banda estrecha, recogiendo la emisión de átomos de hidrógeno, hacen resaltar regiones rojizas de formación estelar salpicando los maravillosos brazos espirales azules y los jóvenes cúmulos estelares.

Si bien observadores celestes eventuales se inspiran ahora por el conocimiento de que hay muchas galaxias lejanas como M31, los astrónomos debatieron seriamente este concepto fundamental en el siglo XX.

¿Eran estas "nebulosas espirales" simplemente componentes periféricos de nuestra propia Galaxia Vía Láctea o en vez de eso eran "universos isla"; sistemas lejanos de estrellas comparables con la propia Vía Láctea?

Esta cuestión fue fundamental en el famoso debate Shapley-Curtis de 1920, que fue resuelto más tarde por observaciones de M31 a favor de Andrómeda, universo isla.

Apoya Observatorio

Observatorio lleva más de 22 años (desde 1995) divulgando la ciencia en español traduciendo día a día ininterrumpidamente el servicio de la imagen del día de la NASA. Soportamos más de 15.000 visitas diarías. Al igual que hace la Wikipedia, te pedimos tu colaboración para poder seguir sirviendo esta web cada día. ¡Gracias!

Imagenes relacionadas

Comenta, pregunta, comparte ...

  • Saín

    Hola amig@s, les deseo un sábado muy feliz.
    Espectacular esta inmensa galaxia espiral M31, Andrómeda, nuestra vecina del Cielo, imagen que nos pone a especular, toda esa inmensa masa que existe en las galaxias en la cual sus estrellas orbiten su centro galáctico de la forma en que lo hacen, me imagino… de que estará hecha la materia oscura, por que suponemos que su existencia está bien establecida. Hoy en día las teorías de la evolución galáctica, de hecho, asumen que hoyos de materia oscura actuaron como una especie de semillas de las galaxias actuales. Con la materia oscura atrayendo hacia ella pequeños grupos de estrellas que pasaran por sus cercanías, galaxias como la Vía Láctea y Andrómeda probablemente se han tragado centenares de galaxias a lo largo de los miles de millones de años.
    Morfología de las Galaxias
    http://www.astrocosmo.cl/h-foton/h-foton-03_10-04.htm
    Galaxia de Andrómeda
    http://astronomos.net23.net/teorias/andromeda.html
    Saludos.

  • Saín

    Les recomiendo dos videos que están al final de este último enlace.
    Hasta luego.

  • Saín

    Lo que observamos es la conocida como Nebulosa de Andrómeda, que no es sino una Galaxia o Universo Isla vecina de nuestra Vía Láctea y vecina en el Cosmos, M31 era conocida desde la antigüedad por su facilidad de observación y existe una representación hecha por un astrónomo persa llamado Abd-al-Rahman Al Sufi, la llamó la “pequeña nube” y que es visiblemente M31.

    ANDROMEDA M-31
    http://www.youtube.com/watch?v=iPHyfcYkuMU

    No estamos solos, dijo Hubble
    http://www.astronomos.org/?cat=174

    Salud.

  • Saín

    Las impresionantes fotografías que se obtienen de esta maravilla cósmica no hacen honor a la impresión que causa su observación con un simple telescopio de aficionado. Si bien sus colores, sus cúmulos estelares y sus estrellas son invisibles al ojo humano, la sensación de grandeza y tridimensionalidad sobrecogen al observador que se acerca por primera vez a M31.

    Andrómeda, una galaxia caníbal
    http://science.portalhispanos.com/wordpress/?p=5716

    Hasta luego.

  • kike

    Buenos dias.

    Es admirable la capacidad de trabajo y la voluntad de Sain en mantenernos informados con multitud de enlaces “cada día”, teniendo en cuenta que primeramente los mira y lee él mismo.

    Enhorabuena Sain, “El Incansable”

  • Como de costumbre, buen material amigo Sain.

    Un saludo cordial.

  • Buenos días a todos.

    Andrómeda, M31, el mayor miembro del Grupo Local de galaxias. Galaxia Sb con dos brazos. Su masa total es superior a los 400 000 millones de masas solares, algo más masiva que la Vía Láctea. En la fotografías de larga exposición puede extenderse hasta 4º en el cielo, correspondiendo a un diámetro de unos 150 000 años-luz. Tiene al menos dos veces más cúmulos globulares que nuestra propia Galaxia y siempre está acompañada de sus dos pequeñas compañeras cercanas, la elíptica M32 (NGC221) y la elíptica lenticular NGC 205 (a veces conocida como M 110), además de al menos tres sistemas esferoidales enanos, Andrómeda I, II y III.

    Ya en la traducción y en los enlaces tenemos bastantes datos para saber de esta enorme galaxia compañera de la nuestra, y, el mirar la inmensa imagen de Andrómeda me lleva al convencimiento de que las observaciones siempre involucran una teoría que surge a partir de lo que se observa. Parece adecuado recordar aquí que dos escuelas de pensamiento sobre la naturaleza de las “nebulosas” predominaron en el siglo XIX. Por aquella época, los medios como el Hubble eran impensables y, la limitación de sus aparatos dejaban los juicios de la obervación más a la imaginación que a la realidad contemplada que siempre era difusa y confusa.

    Una de aquellas escuelas fue, la teoría del “universo isla” de Kant y Lambert -la expresión es de Kant-, sostenía que nuestro Sol es una de muchas estrella de una galaxia, la Vía Láctea, y que hay otras muchas galaxias, que vemos a través de grandes extensiones de espacio como nebulosas espirales y elípticas. La otra, la “hipótesis nebular”, afirmaba que las nebulosas espirales y las elípticas son torbellinos de gas que se condensan para formar estrellas. La hipótesis nebular también se había originado en Kant, pero comúnmente era llamada “laplaciana” , en honor al matemático francés Pierre-Simón Laplace quien había publicado una explicación detallada de como el Sol y los planetas podían haberse condensado a partir de una nebulosa arremolinada. Ambas teorías eran en cierta medida correctas -algunas nebulosas, en efecto, son nubes gaseosas que forman estrellas, mientras que las nebulosas elípticas y espirales son galaxias de estrellas-, pero había una comprensible tendencia a suponer que una sola teoría explicaría todos los tipos de nebulosas, y este supuesto alimentó la confusión.

    Las pruebas de observación parecían favorecer la hipótesis nebular. Muy espectacular fue el descubrimiento por William Parsons, tercer conde de Rosse, de que algunas nebulosas elípticas presentan una estructura en espiral. Lord Rosse, que empleaba un telescopio reflector de 1,80 metros que era en aquel entonces el mayor del mundo, en realidad veía galaxias espirales, pero se pensaba que sus observaciones apoyaban la hipótesis nebular, con su visión de estrellas que se condensan a partir de torbellinos de gas.

    La confusión entre galaxias y nebulosas perduró durante algunos años y, finalmente, tras muchos episodios y pequeños avances, se pudo resolver el enigma, no mediante el telescopio o la cámara solamente, sino combinando ambos con el espectroscopio, que revelaría de qué están hechas las estrellas y las nebulosas, algo que el filósofo Auguste Comte, todavía en 1844, citaba como ejemplo de un conocimiento que nunca llegaría a tener la mente humana.

    El desarrollo de la espectroscopìa data de 1666, cuando Newton observó que la luz blanca del Sol, al pasar por un prisma, produce un arco iris de colores. En 1802, el físico inglés William Wollaston descubrió que si colocaba una fina ranura frente al prisma, aparecían en el espectro una serie de rayas oscuras paralelas, como las grietas entre las teclas del piano. Pero Wallaston dejó el experimento de lado, y la elevación de la espectroscopia al rango de ciencia exacta quedó para un pobre adolescente que con una tos persistente se curaba en un hospital de las heridas sufridas en el derrumbe de un taller de óptica donde trabajaba en los suburbios de Munich. Su nombre era Joseph fraunhoufer y su suerte estaba por mejorar.

    Por aquellos tiempos, a comienzos del XIX la óptica era una industria en crecimiento. La pasión de Napoleón por los mapas y catalejos obligó a topógrafos y generales a encargar telescopios y teodolitos portátiles, y las investigaciones de Villiam Herschel y su hijo John, que habían hecho el mapa estelar de los cielos meridionales desde su Observatorio del Cabo de Buena Esperanza, habían inspirado el interés en los grandes telescopios entre los entusiastas que deseaban contemplar tales maravillas y comprobar las afirmaciones de Herschel. Así, prosperaron una nueva clase de artesanos y todo aquello se desbordó elevandose hasta un nivel que cambió por completo la visión de los cielos y de los objetos que por sus inmensidades deambulaban.

    Bueno, me tengo que ir pero toda esta larga historia sólo quiere decir que, el contemplar la imagen que ahora tenemos ahí arriba y, conocer que es lo que estamos viendo, no ha sido nada fácil y el camino recorrido fue muy largo.

    Se aportaran más datos a lo largo del día.

  • kike

    Buenos dias amigo Emilio.

    Cuando se habla que un cuerpo sideral tiene “X masas solares”, creo que debe entenderse como una especie de alegoría para poder comprender una magnitud; pero que poco tiene que ver con la realidad, a no ser que se refiera exclusivamente de estrella a estrella.

    Lo digo porque en relación a cuerpos más grandes, seguramente no se tiene en cuenta la masa de cuerpos adjuntos como puedan ser los diferentes planetas , en cantidad y masa muy variable, así como las diferentes nebulosas y polvo, cuya magnitud y masa pueden ser muy importantes.

    Comprendo que sería imposible cuantificar la masa total de las dos galaxias para su comparación; por lo que se atribuye una masa media a las estrellas en su conjunto; pero eso pudiera estar bastante alejado de la realidad.

    De todas formas ya conozco que todas las masas y medidas que se dan en el espacio son solamente aproximadas, con desviaciones en más o menos algunas veces de hasta el 30% (Creo); un ejemplo claro está en Andrómeda, cuya distancia real no se conoce pese a las candelas estandar que ayudan en su medición, lo que por otra parte no sería extraño teniendo en cuenta la velocidad tan alta a la que se mueve M31.

  • Sí, amigo Kike, así resulta ser pero, de la misma manera que hemos hallado la manera de saber de qué están compuestas las estrellas y la Nebulosas lejanas a través de la lectura de sus distintos espectros, también llegará el día en que sepamos encontrar la manera de saber las distancias exactas a las que se encuentran los objetos del cielo y sus masas. Todo es cuestión de tiempo, basta con echar una mirada hacia atrás en el tiempo y ver la historia de la Astronomía compuesta por una sucesión de pasos que, a través del paso de los años, nos ha traído hasta el presente nivel que, sino es el que desearíamos tener, si es bastante aceptable.

    Actualmente tenemos la llave que abre algunas puertas, y, al abrirlas, nos encontramos con otras puertas cerradas que debemos procurar abrir, ya que, dentro de ellas, están las respuestas sin contestar, y, además, cuando tengamos el acceso a esas respuestas obtendremos nuevos conocimientos que, a su vez, nos posibilita formular nuevas preguntas que antes no podíamos hacer por falta del conocimiento necesario para ello. ¿Cómo podemos preguntar por una civilización situada en Andrómeda, sin saber, si efectivamente puede existir? Antes, tendríamos que comprobar sobre su existencia y, a partir de ahí preguntar sobre ella, sus caracteristicas, formas de vida y lo avanzada que pudiera estar.

    Los conocimientos llegan mediante el estudio, la observación, la experimentación y, cada paso que vamos dando supone un refinar de la teoría con la que estamos tratándo hasta que, llegados a un punto, pasa de teoría a ley o verdad científica miles de veces verificada. Antes mencionaba a Fraunhofer y sus líneas oscuras espectrales y, después de él, llegaron Kirchhoff y Bunsen para demostrar que eran los diversos elementos químicos que los producen las líneas de Fraunhofer.

    Una noche vieron desde la ventana de su laboratorio de Heildelberg, un incendio que hacía estragos en la ciudad portuaria de Mannheim, a dieciseis kilómetros al oeste. Usando su espectroscopio, detectaron las reveladoras líneas del baerio y el estroncio en las llamas. Esto hizo preguntarse a Bunsen si podría detectar elementos químicos en el espectro del Sol. “Pero -añadió- la gente creería que estamos locos en pensar tal cosa.”

    Kirchhoff era bastante loco como para intentarlo, y en 1861 había identificado sodio, calcio, magnesio, hierro, cromo, niquel, bario, cobre y cinc en el Sol. Se había hallado un nexo entre la física de la Tierra y la de la estrellas, y se abrió un camino hacia las nuevas ciencias de la espectroscopia y la Astrofísica.

    En Londres, un rico astrónomo aficionado llamado William Huggins se enteró del hallazgo de Kirchhoff y Bunsen de que las líneas de Fraunhofer eran generadas por elementos químicos conocidos del Sol, y comprendió de inmediato que sus métodos podían ser aplicados a las estrellas y las nebulosas. “Esta noticia es para mí como el descubrimiento de un manantial en una tierra seca y agostada”, escribió.

    Huggins adaptó un espectroscopio al telescopio Clark de su Observatorio privado, en Upper Tulse Hill, Londres. Estudiando cuidadosamente cada espectro hasta que pudo dar sentido a sus numerosas líneas superpuestas, logró identificar hierro, sodio, calcio, magnesio y bismuto en los espectros de las estrellas brillantes Aldebarán y Betelgeuse. Fue la primera prueba concluyente de que otras estrellas están compuestas de las mismas sustancias que encontramos en el Sistema Solar.

    Con creciente excitación, Huggins dirigió su telescopio hacia una nebulosa. Su diario del año 1864 registra la sensación “de excitada incertidumbre, mezclada con algún temor, con que, después de unos momentos de vacilación, puse mi ojo en el espectroscopio. ¿No estaba por descubrir un lugar secreto de la Creación?” No se decepcionó. Descubrió que la nebulosa era un gas luminoso t supo de su composición.

    ¿Imaginais la enorme excitación que sentían estos personajes a medida que iban descubriendo de qué estaba hecho el Universo? Pues, cada descubrimiento, en Ciencia, es igual y llevan la misma carga de emoción y asombro ¡Descubrir la Naturaleza!

    También, algún día, podremos fijar al milímetro las distancias que nos separan de las estrellas, calcular sus masas (ya se hace en no pocos casos) y, sobre todo -estamos en el camino adecuado- saber de planetas que no están desocupados. Sí, en verdad, el hecho de poder ir acumulando conocimientos sobre las maravillas de la Naturaleza y las leyes que rigen, es, en verdad, emocionante.

  • Es curioso comprobar como paso a paso, ha ido evolucionando la conciencia sobre la vastedad del Universo y, nuestras mentes, han evolucionado hacia la comprensión. Pasó aquel tiempo en el cual se pensaba que más allá de nuestra Galaxia tal ves hubiese un vacío infinito, pero esta cuestión era puramente académica, como lo había sido la del carácter del espacio má allá de la esfera exterior de estrellas en el modelo aristotélico.

    Pero la cierncia tiene un mecanismo autocorrector, y a principios del siglo XX había empezado a firmarse. Las primeras grietas en la fachada de la hipótesis nebular aparecieron en el campo teórico, cuando se descubrió un dfecto fatal en la teoría de Jeans de cómo se había condensado el Sistema Solar. De ser correcta la hipótesis, calcularon los matemáticos, el Sol debía haber conservado la mayor parte del momento angular del Sistema Solar y rotar muy rápidamente; en cambio, el “día” solar dura veintiseis lentos días en el ecuador del Sol, y los planetas tienen el 98 por 100 del momento angular del Sistema Solar. Los datos de observación también empezaron a volverse contra la hipótesis nebular.

    Huggins obtuvo un espectro de la Nebulosa Andrómeda (la de arriba) en 1888, pero lo halló difícil de interpretar. Nueve años más tarde, Julius Schteiner publicó en Alemania un espectro de la Nebulosa de Andrómeda, y señaló que el espectro no era gaseoso sino estelar. Indudablemente, al menos algunas nebulosas espirales estaban constituidas por estrellas.

    Luego acudieron en ayuda de los astrónomos las estrellas en explosión, como siglos antes habían hecho para Tycho Brahe, Kepler y Galileo. Cada siglo, dos o tres estrellas supergigantes explotan en alguna importante galaxia media, con tal brillo que se las puede ver a través de las inmensas extensiones del cielo o espacio intergaláctico. Puesto que miles de galaxias (o nebulosas elípticas o espirales, como se las llamaba entonces) estaban dentro del alcance de los telescopios y las cámaras existentes.

    Precisamente, la primera de tales supernovas extragalácticas que se pudo observar, fue en Andrómeda en 1885, estaba cerca del centro de la espiral, y por consiguiente podía ser explicada como el vómito de un protosol laplaciano. Pero luego, en 1917, George Ritchey, un óptico de Monte Wilson, y Herbert Curtis, un astrónomo de Lick anunciaron que habían encontrado varias novas en viejas fotografías de archivo de nebulosas espirales. Otros astrónomos comenzaron a rebuscar en sus archivos y encontraron algunas decenas más. Las novas no estaban en el centro, sino que aparecían principalmente en los brazos espirales.

    Esto era sumamente adverso para la idea de que todas las nebulosas eran gaseosas. Docenas de estrellas en explosión en galaxias llenas de estrellas tenía sentido; en discos laplacianos de gas, no. Según el comentario de Curtis; “Las novas en las espirales proporcionan decisivas pruebas a favor de la conocida teoría del “Universo Isla”.

    ¡Qué bonito es saber!.. lo que pasó, y, como fueron las cosas. De todo ello, podemos aprender y sacar consecuencias. Lo que arriba podemos ver, por aquellos lejanos tiempos, era, “en realidad” para los astrónomos, una nebulosa espiral. ¡Qué cosas!

  • nelson

    Esto es Docencia !!… “La mesa está servida”.

    http://bibliotecadigital.conevyt.org.mx/servicios/hemeroteca/reencuentro/no26/Docencia/docen.htm

    Saludos cordiales para tod@s.

  • Cuando miro las galaxias, sin poder evitarlo, me viene a la mente la Relatividad de Einstein que permitió a la Física abarcar las velocidades más superiores, las distancias mucho mayores y las más furiosas energías que se encuentran en el Universo, al tiempo que, se comprendieron mucho mejor las grandes estructuras que, como Galaxias y cúmulos de Galaxias, adornan el cielo para el regocijo de nuestra vista y el estallido desbordante de nuestra imaginación.

    Para lograr una expansión tan grande del alcance de la ciencia, Einstein se vio obligado a abandonar las concepciones de Newton del espacio y el tiempo. El espacio y el tiempo newtoniano eran inflexibles e inalterables; constituían el proscenio inmutable dentro del cual tenían lugar todos los sucesos y contra el cual todo podía medirse sin ambigüedades. “El espacio absoluto por su propia naturaleza, sin relación con nada externo, permanece siempre igual e inmutable”, escribió Newton. “…el tiempo absoluto, verdadero e inmutable, por sí y por su propia naturaleza, fluye uniformemente sin relación con nada externo.”

    Einstein estableció que ese supuesto era superfluo y engañoso. La Teoría de la Relatividad especial reveló que el ritmo al que fluye el tiempo y la longitud de las distancias medidas a través del espacio varían según las velocidades relativas de aquellos que la miden. La Teoría de la Relatividad general pasó a describir el espacio como curvo, y derivó de la curvatura espacial los fenómenos que la dinámica de Newton había atribuído a la Gravedad.

    ¡La luz y el fotón de Einstein! ¡Las masas y energías de Einstein! Todo aquello cambió el mundo tanto de la Física como de la Cosmología, y, si me apurais, también el sentido filosófico en la manera de ver el mundo, a partir de Einstein, todo era relativo.

    ASí que, Kike lleva razón cuando se refiere a la relatividad de las distancias y las masas de esos enormes cuerpos que, a miles o millones de años-luz de nosotros, creemos conocer mediante unos cálculos y una serie de pruebas que, en los laboratorios y a través de los telescopios hemos realizados, y, en verdad, todo lo que podemos tener son los modelos que surgen de los datos suministrados al ordenador. Esa verdad que buscamos, como la Relatividad de Einstein, depende de quien sea el que nos la explique, ya que, la misma “verdad” puede tener muchas versiones, y, si eso es así, ¿con cuál de ellas nos quedamos?

    De momento, con la que más se aproxime a la observación y el experimento pero, sin apostar por ella el 100 por 100. El Universo es muy grande y, nuestra ignorancia, mucho más grande todavía.

  • Hola, amigo Nelson, un cordial saludo desde Huelva (España)

  • nelson

    Salud, amigo onubense ( ¿o tartessiano?). En realidad no sé si eres oriundo.

  • Edrick 809

    Saludos a todos y todas…

    Muy buena imagen de nuestra mas cercana vecina , corroboro con Sain en eso de que nada se compara a la imporesion que causa el verla en directo en un cielo oscuro yo personalmente tengo a M31 como uno de mis objetos celestes favoritos es uno de los objetos que te comienzan a mostrar, o hacer entender , la grandeza del universo. Hace unos dias vi una noticia en la web que me parecio interesante acerca de la constante cosmologica y las recientes observaciones de un grupo de astronomos de fenomenos que afectan al grupo local y to2 el universo, no la he encontrado en castellano asi que si alguin lo hace por favor mostrar el enlace. Este es el enlace de la noticia de la que les comento en idioma ingles.

    http://news.yahoo.com/s/csm/20100106/ts_csm/272384

    Un abrazo desde Quisqueya la bella

  • nelson
  • nelson
  • marc victor

    buenas tardes,

    otro enlace de andromeda muy interesante.

    saludo a todos.

    http://www.youtube.com/watch?v=e5B4c6VU-Eg&feature=player_embedded#

  • Leyendo los comentarios de hoy, compruebo que nuestra vecina Andrómeda inspira los mejores pensamientos.
    No es de mi agrado mencionar a ningún comentarista en particular, pues todos me aportan algo. Pero hoy, quiero hacer una excepción, expresando el agrado que experimento casi todos los días con los interesantes enlaces de Isod y con los brochazos históricos de Emilio Silvera, tan didácticos y bien documentados.
    Ya dije en otra ocasión que un buen método para aprender astronomía es conocer la biografía de las personas que han ido desbrozando el camino del conocimiento. Saber cómo se llegó a un determinado descubrimiento, es muy útil para comprender mejor la esencia de las cosas.
    Hablando de la galaxia que nos ocupa en el día de hoy, se dice que es una galaxia espiral gigante visible a simple vista, a pesar de que está a 2.500.000 años luz de la Tierra. Pero que es nuestra vecina. Pues bien, esta pequeña distancia significa que lo que vemos ahora es la luz que salió del lugar en donde estaba Andrómeda cuando en la Tierra todavía no asomaba ningún vestigio de ser humano. ¡¡Quién sabe por dónde anda ahora esta hermosa Galaxia!!
    Esto es como si una posible novia enviara por correo urgente (300.000 km/seg) una foto suya de hace 2 millones de años. Muy linda la muchacha …. hace 2 millones de años. Ahora ya tendrá algunas arrugitas.

  • Para los exigentes, quise decir “arruguitas”, no arrugitas. Esto pasa por usar tanto los diminutivos.

  • Jose_BCN

    Grandiosa y preciosa fotografía, la de pensamientos que deja escapar este imagen en mi cabeza, sobre la grandeza del universo y las infinitas posibilidades distintas que realmente existen…

    Disculparme, ya que no puedo aportar nada con mis comentarios y si que me gustaría que pudierais responderme a una duda, si fuerais tan generosos. Mi pregunta es esta:
    Las estrellas que se divisan en la imagen de mayor tamaño, esta claro que son estrellas de la Vía Láctea, pero mi duda surge en el hecho de ver tantas otras estrellas lejanas en el horizonte de la imagen, como es posible que la galaxia de Andrómeda se vea con tanta claridad si hay tal cantidad de estrellas tapándola, porque supongo que las estrellas que se ven al fondo son de nuestra Vía Láctea.
    Saludo y disculpar si he dicho alguna tonteria xD.

  • Saín

    La materia oscura es una hipótesis de la existencia de la energía oscura, y la energía oscura, es una presunción de la expansión acelerada del universo. Los investigadores tienen varias teorías sobre la causa de tan extraño fenómeno y se refieren a él con un apropiado calificativo: energía oscura. Sí son capaces de estimar que la energía oscura supone el 75% de la masa-energía total del universo, mientras que el 21% es la también bastante misteriosa materia oscura y sólo el 4% es materia corriente, la que forma las galaxias, las estrellas, los planetas y todos los seres vivos. La cuestión es: La energía oscura es el responsable de la expansión acelerada del universo observada en el fondo cósmico de microondas y en los datos de supernovas lejanas. Aunque no todo el mundo lo cree así, algunos se preguntan…se expande de verdad el universo aceleradamente?, cuales son las fuerzas que tiran y desde donde actúan?

    Energía Oscura – El Universo
    http://www.youtube.com/watch?v=Yx2LFTVFU_4
    Universo-energía oscura y materia oscura
    http://www.youtube.com/watch?v=AllaNVx-NPA
    Saludos cordiales amigos Edrick y Nelson

  • Voga Cahu

    Supongo que la foto de la Vía Lactea del segundo enlace, es cómo se la imagina el artista, no ?. No creo que alguien haya llegado tan lejos como para sacar una foto verdadera. . .

    Les dejo el enlace al Atlas del grupo local:

    http://www.atlasoftheuniverse.com/espanol/localgr.html

    Saludos !!

  • Saín

    Hola amigo Marc Víctor, en el comentario #1 el segundo enlace tiene este video, el cual lo recomendé en el comentario #2. Nos quedo repetido, pero …no importa amigo Marc, te recomiendo el siguiente enlace, por si tienes tiempo puedes entretenerte con varios videos.
    Viaje Cósmico – espectaculares videos.
    http://portalhispano.wordpress.com/2009/12/29/un-par-de-naves-espaciales-se-marchan-del-sistema-solar/
    Un saludo mi amigo.

  • Isod

    Las distancias estelares se pueden medir con mucha precisión o con poca, según sea la distancia. Por ejemplo, nuestra distancia al Sol es muy, muy precisa 😉

    Pero incluso las estrellas más cercanas al Sol, puede medirse de forma muy precisa mediante el paralaje estelar. No creo que la imprecisión llegue al 1%. Aunque se irá incrementando cuanto más lejos estemos. También hay que mencionar que que estas medidas de paralaje dependen de conocer muy bien la distancia Tierra-Sol.

    A partir de aquí, cuanto más lejos nos adentremos en nuestra galaxia y en otras galaxias, los métodos se van haciendo más imprecisos. La fiabilidad de los mismos está en que se superponen unos a otros, lo que nos asegura su fiabilidad. La distancia a galaxias cercanas como Andrómeda se basa, sobre todo, en la medición de las variables cefeidas que actúan a modo de “candelas estándar”. Leo por ahí que este método nos da una precisión de entre el 7% y el 15%, que dependerá de la precisión con la que seamos capaces de medir la luminosidad de la estrella de referencia. Cuanto más lejana, más difícil de medir los cambios de luminosidad, más imprecisión.

    Métodos para galaxias en las que sea imposible distinguir estrellas variables cefeidas pueden ser la detección de supernovas. En estos casos, al ser objetos muy brillantes, la precisión en la distancia se mantiene en el 5% o algo más.

    Creo que ya para galaxias muy, muy lejanas,donde el único método disponible sería el corrimiento al rojo, la incertidumbre puede rondar esas cifras que indicas, el 30% o algo menos. No estoy seguro.

    Para los cálculos de masas es otro cantar. En el caso de estrellas binarias y sistemas múltiples es relativamente sencillo, llega con aplicar mecánica newotniana. En la tercera ley de Kepler suele estar la clave. En estrellas individuales la luminosidad también nos puede dar la referencia de la masa.

    Para galaxias, el análisis del movimiento respecto a otras galaxias satélites es la clave para hacer medidas con precisión. De nuevo, la física es muy sencilla pues se basa en leyes de Newton y Kepler. De todos modos, a menudo es necesario realizar modelos muy simplificados y cálculos estadísticos muy aproximados. Como ejemplo, el cálculo de la masa de nuestra Vía Láctea que aún sigue dando sorpresas:
    http://www.astronomia2009.es/lista_noticias/Como_pesar_la_Via_Lactea.html

    (Han sido unos apuntes aproximados, pero navegando por Internet e introduciendo alguna de las palabras que os comento encontraréis un montón de ejemplos y explicaciones muy fáciles).

  • Saín

    Hola amigo Voga Cahu, no te imaginas lo que ha logrado captar el Telescopio espacial Hubble y lo que va a lograr en los próximos cinco años con la reciente reparación que le hicieron, vamos a tener muchas sorpresas y eso sin hablar de los muchos otros como el Spitzer, el Fermi, el Planck, el Herschel, etc…
    http://www.taringa.net/posts/imagenes/3039989/Las-Mejores-Fotos-de-galaxias-del-Hubble.html
    Cordial Saludo amigo.

  • Voga Cahu

    OK, pero estoy hablando de la nuestra. Estamos ahí dentro, al igual que el Hubble. Nunca pudo haber tomado la foto de la Vía Lactea, me parece. . . .

    Saludos !!

  • Voga Cahu

    Al menos así enterita, como figura en la foto del segundo enlace, me refiero. . .

  • A lain

    Si, es un representación artística. Los objetos más lejanos mandados por la humanidad son las Sondas Voyager (1977) y apenas estan en la frontera del sistema solar (heliopausa).

    Además, esta representación se aleja de la normalmente monstrada, según lo que indica lo poco que se puede observar y lo que se deduce es que es más una espiral barrada;

    http://fr.wikipedia.org/wiki/Fichier:Milky_Way_2005.jpg

  • marc victor

    gracias y disculpame

  • A lain

    Ejemplo de lo que comenta kike:

    En el segundo enlace indican que la masa de Andrómeda se estima en 300 a 400 millones de masas solares, lo que es considerablemente inferior a la de la Vía Láctea, según el texto, luego Emilio en #1 nos dice que Andrómeda supera los 400 000 millones de m.s., algo más que la nuestra. Navegando después por la red se confirma el baile de cifras según las diferentes páginas.

    Eso ocurre con muchos datos astronómicos en general.

  • Saín

    En la segunda mitad del siglo XX, se sabía, que la nuestra es solo una de muchas galaxias y teníamos una imagen aproximada de su forma y tamaño. Con el advenimiento de la era espacial y la posibilidad de observar el cielo con instrumentos fuera de la atmósfera terrestre, nuestros conocimientos crecieron increíblemente, se comenzó a observar el cielo en las diversas frecuencias, desde las largas ondas de radio hasta los cortísimos rayos X y gamma, pasando por el infrarrojo, la luz visible y el ultravioleta. A medida que los investigadores van descubriendo formaciones y componentes dentro de nuestra galaxia, su estructura se vuelve más compleja y plantea nuevas interrogantes… Se dice que sólo se ha podido ver el 0.000003% de nuestra galaxia.
    Diez casos sobre la vía Láctea.
    http://86400.es/2008/04/16/10-cosas-que-no-sabias-de-la-via-lactea/
    Salud amigo.

  • Saín

    Totalmente de acuerdo contigo amigo Voga Cahu, feliz noche desde Bogotá, D.C.

  • Anndy

    Un buen dia para todos. Hoy se nos muestra la mayor galaxia que compone el Grupo Local, dentro de miles de millones de años muy probablemente se fusionará con la Vía Láctea para forma una mega-galaxia.

    Viendo la imagen me viene a la mente sobre los planetas que estarán por ahi; orbitando a estrellas similares al Sol y a lo mejor con vida en su superficie, ¿Cuando llegaremos a esos lugares?

    Un saludos desde Guatemala…

  • Voga Cahu

    Gracias A lain y Saín, los enlaces, perfectos como para sacar cualquier duda, aunque sinceramente me hubiese gustado estar equivocado, ello hubiese significado que tal vez tuviésemos algún ingenio, por decir algo, a poca distancia de Andrómeda.

    Lamentablemente para ello falta mucho tiempo, salvo que en algún momento podamos descubrir atajos a largas distancias, que por el momento es solo teoría. . . .

    Saludos !!

  • Isod

    No, no es ninguna tontería. Las estrellas que se ven son objetos puntuales pero la galaxia, a esta distancia, emite luz como si fuese un objeto extenso. Esa luz se cuela entre los huecos de las estrellas de nuestra galaxia que no ocupan todo el espacio del cielo. No sé si esto responde a tu duda o he entendido mal.

    Un saludo.

  • Jose_BCN

    Perfectamente. Gracias por tu respuesta.

  • Lo soy. Onubense descendiente de una rama Celta por parte de padre.

El 9 de enero de otros años ...

 Visita el calendario

El misterio de la estrella que se desvanece
día anterior, viernes, 8 de enero

  <     <     <       sábado, 9 de enero       >     >     >  
Una esférula de la Luna terrestre
día siguiente, domingo, 10 de enero

Busca en Observatorio

o si tienes suerte ...

Saltar aleatoriamente a una de las 8087 fotos