Síguenos en Twitter y descubre la imagen cada día:

Brote de rayos gamma: una explosión que marcó un hito

por Créditos: R. Klebesadel, I. Strong & R. Olson (LANL), Vela Satellite Team
«
Brote de rayos gamma: una explosión que marcó un hito
»

Los brotes de rayos gamma (GRB) se descubrieron por accidente.

De hecho, los GRB parecen venir siempre de donde menos lo esperan los científicos.

Hace treinta años, los satélites registraron un GRB por primera vez. Los datos del brote representados en este histograma muestran que la tasa de conteol instrumento de rayos gamma saltó abruptamente indicando un destello repentino.

Los satélites Vela que detectaron este GRB y otros se desarrollaron con objeto de probar la tecnología para supervisar tratados de prohibición de pruebas nucleares.

Con los sensores de a bordo buscaban destellos breves de rayos X y gamma, los reveladores signos de explosiones nucleares en la vecindad de la Tierra.

Tal como se pretendía, los Velas encontraron destellos de rayos gamma, pero no provenientes de detonaciones nucleares cerca de la Tierra. En su lugar, ¡los destellos venían del espacio exterior!

Bautizados como "brotes de rayos gamma cósmicos", su origen era desconocido por entonces y aún es motivo de polémica.

Sin embargo, las sorpresas de los rayos gamma no habían acabado.

Durante la exploración del cielo en alta energía casi 25 años más tarde, el Experimento de Fuentes Transitorias y Brotes (BATSE) (Burst and Transient Source Experiment) del Observatorio orbital Compton, diseñado expresamente para detectar brotes de rayos gamma cósmicos, se encontraba en busca de pistas sobre el misterio de los GRB. Pero la segunda ráfaga registrada por BATSE no venía del espacio profundo. ¡Venía de las cercanías de la Tierra!

No se preocupe, estos GRB terrestres no son bombas nucleares explotando. Son un nuevo fenómeno que ahora se cree estar relacionado con un tipo de relámpago a gran altitud descubierto recientemente.

La exploración de nuevos horizontes continúa rindiendo resultados inesperados.


blog comments powered by Disqus